Una semana llena de datos

Marc GarrigaCEO Fundador DesideDatum

Recuerdo que cuando fundé desideDatum – mediados del año 2012 – tuve que añadir a la marca comercial de la empresa la coletilla “Data Company” debido a que el registrador mercantil opinó que ya existía otra empresa con un nombre parecido a “desideDatum” (hecho, de por sí, ya bastante difícil). Consecuentemente el nombre oficial de la empresa acabó registrándose como desideDatum Data Company, Sociedad Limitada. Por aquel entonces mi gestor me preguntó por el significado de una “empresa de datos”, ¿a qué te refieres?, ¿para qué sirve esto? Fue mi primer golpe con la realidad: los datos – y  especialmente su visión como un importante activo de cualquier institución – seguía siendo algo anecdótico y ajeno a la mayoría de organizaciones.

Han pasado más de 8 años y la realidad poco a poco se está acercando a lo que yo pensaba que me encontraría en el 2012… y para muestra, hablemos de  acontecimientos relacionados con datos de sólo esta última semana:

  • Empecé la semana leyendo este interesante artículo de mi colega Alberto Ortiz de Zárate del lunes 10 de febrero en relación con la apertura a exposición pública del Manifiesto de Datos del Gobierno de Navarra, el primer manifiesto de una administración pública española en relación a los compromisos que una administración se compromete para con la ciudadanía en relación a los datos, su generación, gestión y aplicaciones (incluyendo aspectos como la ética). Este es un paso muy importante que espero que en breve sea secundado por el resto de nuestro sector público.
  • El miércoles 12 me entero de este tweet de Juan Antonio Bermejo, Jefe del Servicio de Innovación, Proyecto y Sociedad de la Información del Cabildo Insular de La Palma, que ilustra muy bien la diferencia entre datos, información, conocimiento y sabiduría, la ya clásica pirámide DIKW que popularizó Danny P. Wallace y que yo he utilizado muchísimas veces para explicar la diferencia entre estos cuatro conceptos.
  • Ricardo Klatovsky mostrando la escala de acciones a realizar con los datosEl jueves 13 estuve en un evento organizado por la Universitat Pompeu Fabra con el sugerente título “El poder de los Datos ante el Cambio Climático”. El ponente fue Ricardo Klatovsky, vicepresidente de IBM Global Energy, Environment and Utilities Industry. La conferencia abordó necesidad de utilizar los datos para convertir el sector energético en un ejemplo de sostenibilidad. De hecho, acabó la ponencia con la imagen adjunta en la que explicó la “escalera” que los datos deben seguir: después de generarlos hay que organizarlos para posteriormente ser analizados, sacarles su valor y modernizar el sector [energético]. También este día supe – vía H.Enrique Crespo, jefe del Servicio de Acceso a la Información del Ayto. de Madrid – de novedades del prometedor proyecto Ciudades Abiertas, en concreto publicaron nuevos vocabularios para estandarizar semánticamente conjuntos de datos comunes a muchos ayuntamientos.
  • El viernes 14 por la noche empecé la lectura del atractivo informe sobre el uso actual de la inteligencia artificial en Catalunya realizado por Karma Peiró, una de las (pocas) periodistas especializadas en las TIC (desde el lejano 1995). Este trabajo divulgativo incluye más de 50 casos de uso de la IA en salud, educación, sistema judicial, comunicación, entorno laboral, etc. remarcando aspectos éticos y de protección de datos, entre otros.
  • El sábado 15 ojeé este artículo de Santiago Carbó y Francisco Rodríguez – ambos catedráticos de economía – en el periódico Cinco Días relacionado con la compartición de datos en la industria financiera. ¡Sí!, aparece el verbo “compartir” en la misma frase que “industria financiera”, la compartición de datos ya se percibe como una clave estratégica.
  • El domingo 16, después de leer este tweet de Fernando de Pablo, Secretario General de Administración Digital, me enteré de los ejes prioritarios de la Secretaría de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial (asignada al Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital) para este mandato: Digitalización, Ciberseguridad, Gestión del Dato, Inteligencia Artificial y Capacitación. La gestión del dato, el Gobierno del Dato, es ya una de las prioridades del Gobierno de España: ésta es una gran decisión que demuestra, una vez más, que los datos son un importante activo para las organizaciones, gestionarlos adecuadamente es crítico.

Todo esto sólo en esta última semana… 

Y todo ello amenizado con mis obligaciones empresariales que en esta semana han sido muy importantes, intensas e interesantes (no siempre van ligados estos adjetivos). Tres buenos ejemplos: el martes estuve en una prometedora reunión de equipo relacionada con nuestros servicios y el vasto mundo que atañe a la tecnología SAP; el jueves reunión comercial en una importante organización bancaria (ofreciendo servicios relacionados con la gobernanza del dato) y el viernes entregando una sugerente oferta de centenares de miles de euros relacionada con una mega catalogación de datos.

Lo que nunca hubiera sospechado es que en un artículo sobre datos mencionaría al gran detective Sherlock Holmes. Gracias al anteriormente citado artículo en el periódico económico Cinco Días, me entero de que en la novela “Un escándalo en Bohemia” el detective Holmes afirma:

No poseo todavía datos. Constituye un craso error el teorizar sin poseer datos. Uno empieza de manera insensible a retorcer los hechos para acomodarlos a sus hipótesis, en vez de acomodar las hipótesis a los hechos.

Mi humilde aportación para actualizar esta cita podría ser:

Constituye un craso error el teorizar sin poseer datos (bien gestionados). Uno empieza de manera insensible a retorcer los hechos para acomodarlos a sus hipótesis, en vez de acomodar las hipótesis a los datos.”

2020-02-17T19:03:07+00:00

One Comment

  1. Alberto Ortiz de Zárate Tercero 17/02/2020 at 2:10 pm - Reply

    Elemental, querido Watson 😉

Leave A Comment